Tres documentales sobre alimentación que no deberías perderte

Actualmente, parecer que se han puesto de modo los programas televisivos en los que nos quieren concienciar sobre la importancia de llevar una buena y correcta alimentación, qué alimentos debemos evitar consumir, cuáles son fundamentales, cuáles son las recomendaciones y cantidades que debemos consumir…

Sin embargo, casi todos ellos, por no decir todos, tienen algunos fallos alarmantes tanto en su estructura y temática como en el personal que interviene: sin ir más lejos, en el programa ¿Qué comen nuestros hijos? en ningún momento aparece la figura de un sólo nutricionista o dietista. Aparecen médicos, pediatras y endocrinos pero ningún dietista. Y el problema es que siguen promocionando ciertos mitos alimentarios y pasando cosas por alto.

Generalidades a tener en cuenta sobre estos programas

Además de la ya mencionada ausencia de nutricionistas y dietistas en estos programas, un fallo bastante importante que suelen tener estos programas es que se centran casi exclusivamente en el número de calorías, cuando deberían enfocarlo más hacia el origen las calorías (no es lo mismo por ejemplo que las grasas procedan de un aguacate o el salmón que el que procedan de un paquete de bacon o mortadela), de tal forma que los más pequeños puedan aprender cómo debe de ser una alimentación equilibrada y lo más sana posible. Quizás así podríamos reducir el alarmante porcentaje de niños y adolescentes obesos en España.

Además, continúan perpetuando mitos alimentarios como el que sólo se pueden comer máximo dos huevos a la semana, equiparan el azúcar de la fruta al de los refrescos o continúan insistiendo en la necesidad de desayunar cereales (de los de venta en el supermercado, esos que sólo llevan entre un 20 y un 40% de azúcar entre sus ingredientes)… y así hasta casi poder escribir cientos de artículos dedicados a cada uno de los fallos que comente en estos programas, que si bien su intención puede ser la mejor del mundo, llevados a la práctica tienen fallos bastante importantes y preocupantes.

Desayunar Cereales

Tres documentales sobre alimentación que no debéis perderos

A pesar de que ya tienen un tiempo estos documentales, y que seguramente habrá muchos más que deberían estar en este listado, por el momento son los tres que más me han llamado la atención por la relación de contenidos que tienen y por cómo abordan la problemática de la alimentación a base de azúcares y grasas o, lo que es lo mismo, de productos ultraprocesados (y cómo la industria hace esfuerzos por proporcionarnos cada vez mayor oferta de estos productos).

Documental “Sobredosis de azúcar”

Uno de los puntos más destacables de este documental es el estudio llevado a cabo por Serge Ahmed en el cual se pudo comprobar que el azúcar presenta una adicción mucho mayor que la cocaína líquida (llegando a ser hasta un 80% más adictiva que la cocaína). Este punto es muy importante ya que la gente no suele ser consciente (no somos, porque yo también me incluyo) del nivel de adicción que se tiene a este ingrediente y como está presente prácticamente en todos los alimentos que ingerimos, con lo que las cantidades que le llegan a nuestro cuerpo al cabo del día son bastante elevadas.

Además, en el documental se trata también la relación que suele existir entre la industria alimentaria y los organismos que supuestamente deberían encargarse de regular los temas alimentarios, señalándose que por ejemplo en la EFSA (Agencia Europea de Seguridad Alimentaria) hasta 13 de los 21 expertos en nutrición que hay tenían vínculos demostrables con empresas de la industria alimentaria (Albert Flynn, jefe de los expertos de nutrición era, por ejemplo, miembro del consejo científico de Kraft Foods).

Documental “Los sucios secretos de la industria de la alimentación”

Sin duda, lo más destacable y quizás curioso de este documental es un estudio patrocinado por Coca Cola en el que señalan que los refrescos no tienen relación con la obesidad. Además, el documental presenta una serie de fechas cronológicas que merece la pena enumerar aparte:

  • 1946: el Presidente de los EEUU Harry Truman crea la Ley Nacional de Almuerzo Escolar tras tener que echar a un gran número de reclutas que se habían presentado para entrar en el ejército por desnutrición.

  • 1977: El Informe McGovern

  • 1981: el Presidente de los EEUU Ronald Reegan recorta 1’46 mil millones de dólares del presupuesto nutricional infantil. Casualmente (o no), entre 1977 y 2000, los americanos duplicaron el consumo diario de azúcar (no hay estudios que demuestren la relación entre estos dos sucesos pero cuanto menos son “curiosidades” que nos hacen pensar).

  • 2002: Informe de la OMS TRS-916: informe en el cual la OMS constata que el azúcar es una de las principales causas de la obesidad y la enfermedad metabólica.

  • 2004: se realiza un nuevo intento por regular la publicidad que reciben los niños a diario, sin éxito.

  • 2006: el 80% de las escuelas americanas tiene contratos exclusivos con empresas de refrescos.

  • 2008-2010: la publicidad dirigida a los niños aumenta un 60%.

  • 2010: el Presidente de los EEUU Barack Obama firma un acuerdo para proponer nuevos estándares de alimentación infantil, pero la empresa Schwann (con sede en Minnesota) la cual representa un 70% del mercado de pizza en los almuerzos escolares, lo rechaza.

  • 2012: más de la mitad de los distritos escolares americanos sirven comida rápida.

Como podemos ver, son hechos que podrían verse como puntuales y sin relación entre ellos, pero teniendo una vista global de la alimentación en EEUU y los índices de obesidad, nos aclaran bastante las causas.

Documental “El marketing de las corporaciones controla tu alimentación”

En este documental se centra en cómo la industria alimentaria pretende influir y controlar en todo momento lo que las personas deben consumir y las diferentes estrategias que utilizan para ello, como pueden ser disfrazar los alimentos como recomendables incluyendo el eslogan “mantén una actividad física regular”, dificultando la lectura del etiquetado de los alimentos, realizando campañas de publicidad en imágenes sugestivas, participando y patrocinando estudios sobre hábitos de vida saludables o, como en el caso anterior que veíamos de Coca Cola de estudios que rechazan que sus productos causen obesidad, etc…

Una de las ideas básicas y principales que podemos extraer también del documental (y una de las principales estrategias de la industria de los ultraprocesados) es la que relaciona la falta de tiempo, con la industria y que da como resultado la comida basura, la cual tiene un precio más asequible que la comida “real” debido a los ingredientes de baja calidad con los que trabajan.

Una frase extraída de este documental nos da la clave: “Hay que volver a cocinar“.

Advertencia

Otros documentales para ver

A pesar de haber resumido aquí estos tres documentales, en la red hay numerosos vídeos, programas y documentales que podrían ser de utilidad. En estos momentos tengo pendientes de misionar los siguientes: “Azúcar: tan adictiva como la cocaína” (documental de David Carrasco Martínez), “Documental sobre la comida adictiva” (de Carlos Fernando Luthier Corft) y “Obesidad infantil, una epidemia silenciosa“.

Imágenes | iStock

Vídeos | Youtube

En Vitónica | “Peligro: niños obesos”: así viven tres adolescentes su relación con la obesidad y el sobrepeso

En Vitónica | Super Train Me: el documental que combina comida basura y ejercicio físico

Powered by WPeMatico

AdSense

Find More